León Altamirano, gastronomía nómada mediterránea

Purohotel Palma
08-11-2017
VOLVER
León Altamirano, el chef de la gastronomía nómada mediterránea de OPIO Bar & Restaurant Palma!
En 1955 tuve mi primer contacto con el mundo de la gastronomía. Agustín, el chef de un restaurante italiano situado en Punta del Este (Uruguay), me convertió en su pupilo y despertó en mí la pasión por este hermoso sector que hoy en día no es sólo mi profesión, sino mi forma de vida. Esta experiencia mi inspiró para empezar en una escuela de gastronomía para recibir formación (I.T.H.U) mientras, paralelamente, trabajaba en restaurantes de Montevideo y Punta del Este. Algo que me dió la oportunidad de conocer a los mejores chefs de la región y aprender de ellos.
 
 
Cuando finalicé mi etapa de formación, emprendí un viaje a Ferrugem (Brasil) y abrí, junto con un chef con el que compartía amistad, Alejandro Vota, un restaurante bar. Esa, fue sin duda, una de las más hermosas vivencias que he tenido a lo largo de los años. Tras unos meses trabajando en Venecia, llegue a Palma de Mallorca. Y, aunque en un principio sólo tenía la intención de visitar a mi amigo Roberto, me ocurrió lo que a la mayoría de visitantes que llegan a esta cautivadora isla: que me enamoró completamente y no tardé en encontrar trabajo como jefe de cocina en el afamado Puerto Portals.
En uno de mis paseos por las encantadoras y adoquinadas calles del centro de Palma, me encontré con un hotel que me pareció muy diferente a lo que había visto hasta el momento. Construido con elegancia y decorado con un estilo único, Purohotel Palma, me llamó la atención de inmediato por lo que no dudé, con gran ilusión, en presentar mi currículum para poder trabajar en el restaurante que se ubica en su interior: OPIO Bar & Restaurant Palma.
 
 
Así pues, desde 2007, he tenido la gran suerte de pertenecer a la gran familia de Puro, en la que he podido desarrollar mi pasión y, crear, junto con el esfuerzo diario de mi equipo un concepto gastronómico que ha tenido una gran acogida y que se basa en las especias, su equilibrio y combinación.
No sólo por el sabor que aportan a los platos respetando el producto, por su colorido, o por el arte, casi toda una alquimia, que supone su correcta combinación. Sino por las tremendas propiedades medicinales que éstas poseen.
 
 
Las especias están llenas de energía y nutrientes. Prueba de su potencia es que tan solo se necesita la cantidad justa y necesaria, que va en proporción a la cantidad de alimentos empleados... Tanta es la relevancia de las especias en nuestra cocina que, entre nuestros futuros proyectos, está el ofrecer cursos para aprender a usarlas y a combinarlas para obtener un equilibrio de sabores perfecto. Ese es el sentido de la cocina de OPIO, una gastronomía que hemos definido como nómada-mediterránea porque con una base de productos mediterráneos, frescos, orgánicos y saludables, se apoya en las especias e ingredientes de todas las culturas del mundo para ofrecer, a sus comensales, una experiencia única.
OPIO es, ni más ni menos, el resultado de los viajes emprendidos en los que aprendimos a combinar sabores esenciales con simplicidad y creatividad, algo que se refleja en nuestra carta que ofrece ingredientes de temporada con otros que nos caracterizan. Es una cocina intercultural que se fusiona con la calidad. Un concepto que, sin duda, está diseñado para el éxito.
 
Un éxito que se logra con algo fundamental: el trabajo y el amor que cada uno tiene por su profesión, no hay otro misterio.
 
 
 
 
 
Invito, a todos nuestros lectores, a que vengan a disfrutar de los menús de grupos para empresas o amigos que hemos preparado para este año. Con una relación calidad-precio inmejorable y opciones para vegetarianos y veganos, estos menús son perfectos para compartir, con los compañeros de trabajo y los colegas, la esencia de nuestra cocina en el divertido ambiente de OPIO que ofrece un entorno cosmopolita y ocio de calidad gracias a la música que suena en directo y que pone todo un sello discográfico de gran prestigio, como es Puro Music. Nada mejor que acompañar alta gastronomía con música selecta, se convierte en una experiencia de la que todo el organismo acaba disfrutando.
 
 
Sin duda, quienes prueben nuestros menús de grupos, preguntarán por nuestra propuesta gastronómica para Navidad (un menú degustación de cinco pasos con maridaje) y Nochevieja (una original apuesta de 20 tapas variadas, estación de sushi y platos fríos, barbacoa y otros platos de cocina que nos caracterizan). Al final, hoy en día hay tantas opciones suculentas, que a la gente lo que le gusta es lo diferente. Eso es lo que buscamos en OPIO, y lo que creo que conseguimos con nuestra cocina nómada-mediterránea: que comer sea toda una aventura. Como la vida misma.
 
León Altamirano, chef de OPIO Bar & Restaurant Palma.
 
 
COMPARTIR POST